Cano sobre Bussi: “el Poder Legislativo tendrá que analizar su conducta”

José Cano, el diputado nacional de Juntos por el Cambio, luego de ser recibido en Casa de Gobierno por el gobernador de la provincia, cuestionó el comportamiento cívico del legislador provincial de Fuerza Republicana, Ricardo Bussi, diagnosticado con COVID-19 el domingo que pasó.

“Se da una situación inédita, diría, porque prácticamente quedó un poder del Estado de la Provincia, en un momento crítico, sin poder funcionar. Desde el vicegobernador hasta los 49 legisladores tienen que cumplir con el aislamiento”, afirmó Cano en referencia al parate de la Legislatura de Tucumán debido a que Bussi participó el martes pasado de una Sesión Especial Ordinaria.

En este marco, desde los distintos espacios políticos y de legisladores solicitan que se analice la situación del legislador Bussi, el diputado explicó: “obviamente, si tenía síntomas y vino del exterior, no debería haber concurrido al palacio legislativo”. “Yo lo comparo con lo que hizo el diputado Pablo Yedlin quien, antes que se tome la obligatoriedad de la cuarentena, cuando vino de Estados Unidos, se aisló como muchos ciudadanos. Obviamente, cuando uno forma parte de un poder del Estado, tiene la responsabilidad de transmitir a la gente que en este momento, lo básico y fundamental, es el aislamiento social”, dijo en torno a las conductas sanitarias que deben adoptar los funcionarios.

En referencia al Legislador de Fuerza Republicana, señaló: “Bussi concurrió a una sesión legislativa, no solamente visitó hospitales, estuvo con gente los días previos. Obviamente, esperemos que recupere su salud pero me parece que el Poder Legislativo tendrá que analizar su conducta”.

El Diputado nacional remarcó que “una persona que tiene síntomas, que se siente mal, que vino del exterior más allá de la fecha que haya llegado, me parece que tiene que actuar con responsabilidad. Si uno le da consejos a la gente de lo que tiene que hacer, los primeros en dar el ejemplo somos nosotros. Su conducta puso en riesgo a los 49 legisladores, al personal legislativo, a periodistas y a personas con las que se vinculó. Su conducta tendrá que ser analizada por el cuerpo”.